El arte del piteado en Colotlán, Jalisco

Colotlán, pequeña ciudad del norte de Jalisco, es considerada como “la capital mundial del Piteado”, no tanto por su número de talabarteros sino por la calidad y la belleza de sus productos.

Localizado al norte de Jalisco, Colotlán es conocido como la “Capital Mundial del Piteado” debido a la gran cantidad de talleres de talabartería que realizan artesanías con este material oaxaqueño.

Los artesanos de este municipio destacan por ser unos maestros en el bordado de la pita en la piel vacuna, así como por su destreza por elaborar productos como sillas de montar, trajes charros, huaraches, cintos y bolsas.

Uno de los mejores bordadores de la pita es Alejandro Navarro Hernández, quien denominó su técnica del realzado como “bordado fino especial”.

A Colotlán se le otorgó el título de “Capital Mundial del Piteado” en el 1991, justo al cumplir 400 años de su fundación.

A partir de esa fecha se realiza la Feria Nacional del Piteado la primera semana de mayo, evento que llega a congregar a miles de visitantes del país e incluso del extranjero.

Las bellas artesanías piteadas son exportadas a los Estados Unidos y a Europa; incluso algunas piezas se han vendido hasta en medio millón de pesos, ya que a éstas se les puede incluir hilos de plata y oro los cuales se utilizan principalmente en trajes de charro y en sillas de montar.

En verano no dudes visitar uno de los talleres de talabartería de Colotlán y adquirir una de estas artesanías orgullosamente jaliscienses.

Fuente: Unión Jalisco